La Playa

...Estaba fuera de la ciudad con un cliente que decidió aprovechar un viaje de negocios a cierta playa del país para hacerse acompañar por una rubia chaparrita y juguetona que sabe consentirlo. Él estuvo trabajando un buen rato, mientras aproveché para asolearme y dejar que el sol tostara mi día. Estuve solita toda la mañana viendo en la arena el cadáver de un cangrejo y pensando en el mito de su inmortalidad. Como a eso de las doce y media, se me acercó un chavo con pinta de “gabachero” (m. y f. Del lat. “gabachus”. Dícese de la persona que por oficio trabaja y convence a las turistas gringas con buena teta, poca neurona y mucha lujuria, de financiarles la pachanga a cambio de un buen tratamiento corporal), muy guapo que comenzó a hablarme en inglés. Soltó una carcajada cuando le pregunté, dando a mi voz el tono más chilango que me fue posible, si me quería ver la cara de juát o venderme un curso en jarmonjól.

Estuvimos cotorreando un buen rato, dejando pasar el tiempo y al sol calentarnos el ánimo. Como a las dos de la tarde regresé al hotel, me di un baño, me vestí y me fui al lobby -como tenía acordado- para encontrarme ahí con mi cliente y patrocinador. Comimos con un tipo de lo más aburrido que no tuvo la cortesía de dejar de hablar de negocios que daban hueva nomás de oírlos. Se notaba que se lo cargaba la fregada porque él iba sólo y su compañero llevaba una chavita de buena nalga con quien iba a convertir en noches de relax, los días de estrés. Para no aguantar su plática, me levanté varias veces al buffet, pero no perdía la oportunidad cada que volvía a mi lugar de divertirme con su envidia, acariciando a mi cliente, dándole besitos en las mejillas, poniendo mi mano en sus muslos.

El “gabachero”, que se llama Eric, estaba en una de las mesas cercanas, observando todo cagado de la risa. En una de mis incursiones a la barra de ensaladas, se me acercó y me dijo con el mayor descaro, que no entendía que hacía yo manoseando a mi papá. En cualquier otra situación, que alguien me dijera eso lo habría hecho acreedor a un buen rodillazo en los tanates, pero como él lo dijo con una cara de hijo de puta inocente y además él también estaba en su mesa con una gringüita que tal vez no estaría tan mal si hubiera mandado sus pellejos a la tintorería, me limité a sonreir, lo miré a los ojos y le dije que no era mi papá. –es mi abuelito- agregué – Pero si quieres lo presentamos con la tuya-.

Después de la comida regresé a la habitación con mi “abuelo”. La verdad es que no estaba tan viejo y era entretenido. Pidió una botella de vino, preparó el ambiente muy a su gusto para una tarde de diversión y comenzamos a jugar. No era malo besando y sabía muy bien como usar las manos. Estábamos pasándola muy bien. Él ya estaba prácticamente desnudo y su cuerpo estaba respondiendo con mucho entusiasmo para no haber incluido una pastillita azul en el catálogo de sus precauciones. El caso es que parece que se hasta se estaban esperando, pues justo cuando me quitó el sostén y sus labios comenzaban a entusiasmar mis pechos, sonó el teléfono y tuvo que bajar a atender algún asunto del negocio que había venido a resolver. Él se fue corriendo y yo prácticamente tuve que ponerme hielos en el cuerpo para recuperar la calma. A los pocos minutos llamó pidiéndome disculpas e informándome que ese asunto le tomaría varias horas. Se disculpó tanto que parecía que yo era quien le había pagado a él para hacerme el amor y no al contrario. Lo más impresionante fue cuando me dijo que para compensar el fiasco, tomara un buen masaje en el spa del hotel. Como los masajes son una de mis debilidades, me encantó la idea.

Así que llamé al spa y pedí que el servicio me lo dieran en mi habitación. A los pocos minutos llamaron a la puerta. Casi me voy de espaldas cuando al abrirla encontré a Eric el gabachero tras ella. Al principio creí que venía a buscarme, pero me di cuenta que era el destino el que nos juntaba cuando vi que cargaba una mesa de masaje. Me puse nervios mientras él armaba su mesa de trabajo, pero cuando terminó y me pidió que me recostará, algo me hirvió en la barriga, de modo que me desaté el brassiere y con los senos expuestos le planté un beso de esos que dices ahora o nunca.

Si me recosté en la mesa de masajes y si recibí una sesión muy relajante, pero si en verdad el masaje que a mí me dieron, estuviera en el catálogo de servicios del hotel, lo tendrían lleno de buenas turistas. Hacía tiempo que no me hacían el amor tan rico. ..
Besos playeros
Fernanda, siempre

14 porras y 2 mentadas:

Pepe Le Poo dijo...

¿Te cae?... se me hace mucha coincidencia, se me hace que era el Yarko que te anda persiguiendo por toda la república. Como siempre, muy entretenido tu relato y con buena narrativa.

Media Creator dijo...

Hola Señorita, soy nuevo por este vecindario y pues bueno no me canso de leer tu extraodinario blog, es como un espacio lúdico para mi espíritu y pues no me queda mas que conocerla mejor, como dice una canción noventera "Gracias por existir"

Jaac el destripador dijo...

Muy mal, y todo patrocinado por un buen e inocente cliente, jajaja

Craneo Rojo dijo...

Por eso mejor es cuando vas a un lugar de esos vas de vacaciones porque si no, no aprovechas todos los beneficios del "Todo pagado"

Nice one

Sam dijo...

Hola fer



Como estas??? bueno creo q esta pregunta no queda por que seria imposible no darme cuenta q estas muy bien jejeje, bueno a lo q voy me llamo sam (21 años) y quiero saber si puedes ir a texcoco pues quiero contratar tus servicios pero en realidad no para mi, mi novia (22 años) y yo tenemos una fantasia, la cosa es asi tu solo tendrias contacto con ella yo solo miraria (desgraciadamente) pues mi novia es un poco celosilla, pero en fin yo lo q quiero es verte con ella en accion, quisiera saber si nos podrias recomendar algun hotel de texcoco yo conozco varios pero hay uno q se llama "El eden" y me parece q cubre tus expectativas, quisiera saber si puedes ir a texcoco y cual seria la tarifa y tiempo.

Ya por ultimo como platica solo quiero comentarte q mi novia y yo leemos cada martes y jueves tus cronicas del metro muchas felicidades estan muy buenas y de ahi es q a mi novia se le antojo contigo y pensamos q tu y ella son muy parecidas tanto en lo fisico como en la forma de ser y expresarse...

BUENO NO ME DESPIDO ESPERO TU RESPUESTA PRONTO HERMOSURA.

P. D.1. Muchisimas felicidades por todos tus logros eres una chava muy exitosa (y muy excitante)

P.D.2. Besos para la de en medio jejeje

Anónimo dijo...

Me gustó tu relato por que en realidad esa es la trama de la vida. Felicidades por tu blog, no lo conocía y está muy ingenioso y original.

pakok.

Anónimo dijo...

de verdad es cierto? espero que no sea choro, pero si no es choro que chido, que bueno que te gusto. mereces ser feliz, ser prosti, es un trabajo dificil, lo se por experiencia propia, te deseo lo mejor, que cumplas tus verdaderos sueños y que encuentres el amor.

Anónimo dijo...

Hola llegue por accidente a tu pagina haciendo un trabajo sobre la pornografia, me gusta tu estilo de escribir, tienes talento, en algun momento de mi vida tambien fui prostituta como tu, yo se que es un trabajo dificil que se ejerce mas con el cerebro que con el cuerpo, y digo trabajo por que no es facil, el peligro, el estigma, las enfermedades, el machismo, son parte de esta profesion, de todo corazon deseo que sean feliz, que encuentres el verdadero amor, y que tus sueños se hagan realidad, que tu talento en las letras no se pierda, gente como tu nos hace falta en las universidades, si talvez no se gana tanto, tambien lo se, pero cuando se acaba la juventud, las letras, la sabiduria, ayudan, cada ser humano vive su destino, que el tuyo sea de luz, yo se que eres mas que un cuerpo, que el desmadre, niña Persefone, que la Diosa te bendiga. cuidate, cuidate mucho. por cierto, hoy soy feliz entre las letras, pero nunca se olvida la experiencia, cultivate, educate, ilustrate, y nunca dejes de soñar. de creer, de ser inocente, lei tus cronicas de las lluvias, siempre seras inocente. bye.

KAOS dijo...

Hey, muy bueno Fer!!

Dudo la veracidad del post. Pero en caso de haber sido, que sabroso el disfrute patrocinado por un ejecutivo, ahora que a mi gusto el que salio ganon fue erick... ¿que no?

hat suck dijo...

solo a ti te pasan esas cosas , a eso le llamo suerte.

¡nc¡tatus dijo...

Y mientras tanto, en las afueras del hotel, del lobbie, del spa... un cangrejo muerto revivía...!

Anónimo dijo...

Hola, pues la verdad me sonó a guión barato de película de Golden Choice, porque en los hoteles de México el servicio de Spa no lo ofrecen fuera de las instalaciones, es decir no hay ese servicio al cuarto.

Ojalá y no pierdas el gusto por escribir, ya que cuando haces este tipo de adaptaciones se nota de inmediato.

Anónimo dijo...

este relato da la impresion de ser falso, ademas la calidad literaria es forzada sobre todo al final, lo que gusta de tu estilo es que es muy espontaneo, y este se noto muy muy forzado,pues el final no fue creible.

Anónimo dijo...

Que bueno que me avisas, mejor ya no te invito a viajes de negocios, solo de "placer"